EL VETERANO CÓMICO ESTADOUNIDENSE HA PRESENTADO EN SESIÓN ESPECIAL «MAX ROSE», SU NUEVO TRABAJO, A LAS ÓRDENES DE DANIEL NOAH

«Max Rose» es también el encuentro entre un nuevo miembro de la familia del cine, Daniel Noah, y Jerry Lewis: «El contrato con Daniel especificaba que yo no me pondría detrás de la cámara. ¿Que si estuve tentado? La película es de Daniel», ha dicho divertido Lewis
Jerry Lewis encarna el espíritu universal que Daniel Noah quería dar a su película. La familia, el matrimonio, las relaciones parentales, «Max Rose» explora temas con los que todos podemos identificarnos. Pero también es una historia acerca de las decisiones y los sacrificios que hacemos en la vida en nombre del amor y nuestros seres queridos, a veces incluso en detrimento de nuestros sueños. «Es una película que nos recuerda que el mayor de todos los logros es el amor. Para el personaje de Max, me inspiré en mi abuelo, que falleció en 2003. Era compositor de jazz en Chicago y tuvo mucho éxito, y cuando el éxito pasó, se dedicó a construir un matrimonio feliz. Le veía adaptándose al fallecimiento de mi abuela. Podía sentir su tristeza», concluye Daniel Noah.
Jerry Lewis se ha referido a su reacción cuando recibió el guión: «Me puse en contacto con Daniel Noah inmediatamente y le dije que estaría en el estudio al día siguiente. Es el mejor guión que he leído en 40 años. ¡Y es la primera vez que acepto un papel tan rápidamente!». Sobre su personaje, el veterano actor, que aquí se aleja de los personajes cómicos en que estaba encasillado, desvela: «El guión es un tributo a las personas mayores. Antes de encontrarme con Daniel Noah, tuve que dejar de lado todo lo que había hecho desde mis 60 años. Tuve que encontrar la forma de mostrar la belleza de la relación que une a los dos personajes. Es una película que llena de felicidad. Creo que muchos espectadores van a sentir esa felicidad cuando la vean». Y concluye: «Cuando la vida nos da la oportunidad de tener un guión como éste, la química misma de nuestra fisiología se transforma y el personaje ocupa todo el espacio. Es muy difícil no dejarse llevar completamente por el personaje. Daniel Noah ha sabido plasmar claramente lo que lleva en el corazón».