TRAS UNA GIRA POR TODA ESPAÑA, LA OBRA SE REPRESENTA EN EL ESCENARIO DEL TÍVOLI

La obra es una tragicomedia ambientada en plena guerra civil
española. Sinisterra cuenta la historia de dos cómicos entre la espada y la
pared, entre los nacionales y los republicanos, y de cómo consiguieron salvar
sus vidas mediante la risa que producían en los militares en sus actuaciones.

Camino a Valencia, Carmela y Paulino se perderán pasando,
sin darse cuenta, a la zona nacional. Con el fusilamiento a la vista, un
general italiano se entera de las habilidades cómicas de la pareja y les ofrece
trabajar como actores para la compañía, aunque entrarán en conflicto las obras
teatrales con la ideología del público.

Cuando Sánchez Sinisterra escribió este texto, nunca pensó que
llegaría a ser traducido a varios idiomas ni que sería representado en medio
mundo, tal vez convencido de que un conflicto local como fue éste, no sería
entendido fuera de España. Pero al final resulta que las guerras siempre son
guerras y como dijo alguien, las guerras no las gana nunca nadie sino que las
pierden todos, y las luchas fratricidas se suceden día tras día detrás de las
pantallas, allí donde todo parece una película pero por desgracia todo es tan
real.

«Ay Carmela”, que se estrenó en 1987 de la mano de José Luis
Gómez, se representa ahora en el Teatro Tívoli de Barcelona, bajo la dirección
de Miguel Narros y con Verónica Forqué y Santiago Ramos como Carmela y Paulino,
hasta el próximo 4 de mayo.