SE TITULARÁ «EDEN À L’OUEST” Y ESTARÁ PROTAGONIZADA POR EL ITALIANO RICCARDO SCAMARCIO

«Eden à l’ouest”, que Costantin Costa-Gavras comenzará a
rodar una vez que finalice su trabajo como Presidente del Jurado del próximo
Festival de Berlín, parte de un guión firmado entre el director y Jean-Claude
Grunberg, su coguionista de «Amén” en 2002 y «Arcadia” en 2005, entre otros títulos.
La película mostrará los contratiempos de un joven emigrante tentado de entrar
ilegalmente en la Unión Europea.

La trama de la película la explica Costa-Gavras así: «Cada
hombre tiene su historia. El que nos tiende su mano tiene su historia. La que
duerme borracha en el metro tiene su historia. El que huye como Charlot
únicamente a la vista de un uniforme tiene su historia. Como en «La Odisea”, es
en el Mar Egeo donde comienza la aventura de Elias, nuestro héroe sin leyenda.
En el mismo mar, bajo el mismo sol y el mismo cielo, alba de la civilización.
Después de muchas aventuras, entre ellas una subida al paraíso y una breve
estancia en el infierno, su epopeya termina mágicamente en París. París que
cada errante ve brillar en lo más profundo de sus sueños, en su sueño incierto.
«Eden à l’ouest” intenta ser el eco del camino, del vagabundeo, de la historia
de aquellos -ayer fuimos nosotros mismos o nuestros padres y madres- que cruzan
la tierra, hacen frente a los océanos y a los uniformes en busca de un techo”

Riccardo Scamarcio es un actor italiano de 28 años que ha
conocido una trayectoria ascendente desde sus comienzos en 2003. Entre sus títulos
más destacados figuran «Romanzo criminale”, y su reciente protagonismo en «Mi
hermano es hijo único”. En estos momentos triunfa en su país con la comedia
para adolescentes «Ho voglia di te”.

Definida por Costa-Gavras como una road movie, «Eden à l’ouest”,
coproducida entre Francia y Grecia, contará con un presupuesto próximo a los
8,4 millones de euros. Hay que señalar que actualmente se están llevando a cabo
negociaciones para asociar a productores italianos y alemanes. El rodaje, que
comenzará en 31 de marzo de 2008, prevé cinco semanas en Creta, seguidas por otras
cinco semanas en Francia.