WILLIAM GIBSON LLEVA A ESCENA LA CONTROVERTIDA VIDA DE LA EX PRIMERA MINISTRA ISRAELÍ

Golda Meier, cuya familia emigró desde Ucrania hasta EEUU impelida por los bocados del hambre y el flagelo de los pogromos, fue una de las primeras mujeres que en todo el planeta ejerció una jefatura de gobierno. La firma de Meier fue una de las veinticinco que suscribió el Acta de Fundación del Estado de Israel, y su presencia fue constante en los primeros gabinetes del flamante país desempeñando las carteras de Trabajo y Seguridad Social y posteriormente de Asuntos Exteriores. En 1969 asumió el cargo de Primer Ministro, y en su mandato hubo de gestionar situaciones límite como la Masacre de Munich 72 o la Guerra del Yom Kipur.
«El Balcón de Golda” escenifica en un estremecedor monólogo las luces y las sombra de un personaje de época, interpretado por la actriz sefardí Fanny Sarfati. Dirigida por Nathan Grinberg, la actriz acuña una Golda Meier que combina las hechuras de una estratega implacable con la vis delicada de una «idishe mame”. Representada en primer término en México D.F., Guadalajara, o Monterrey, ha recorrido el continente americano exhibiéndose en teatros y en ocasiones en auditorios de las comunidades judías de Lima, Caracas, Barranquilla, La Paz, Santiago, Miami, San José, entre otros.