LA PELÍCULA RETRATA LA INFANCIA Y ADOLESCENCIA DEL LÍDER CUBANO

«Martí, el ojo del canario» retrata a José Martí (La Habana, Cuba, 28 de enero de 1853 – Dos Ríos, Cuba, 19 de mayo de 1895) entre los 9 y los 17: los únicos años en que conoció de cerca a su patria y en los que aprendió a amarla y entenderla, para hacer la magna obra que le tomó el resto de su vida. No es una biografía: es un itinerario espiritual. Hijo de emigrantes canarios, Martí fue el creador del Partido Revolucionario Cubano y el líder intelectual de la independencia cubana, que no llegaría a conocer.
El file lo protagonizan Rolando Brito, Broselianda Hernández, Damián Antonio Rodríguez, Daniel Romero Pildaín, Manuel Porto, Aramis Delgado, Luís Rielo y Julio Cesar Ramírez. Se ha rodado íntegramente en diferentes localizaciones de Cuba. La producción corre a cargo ndel ICAIC cubano (que celebra este año su 50 cumpleaños) y la productora española Wanda Films, contando también con la colaboración de Televisión Española.
«Cuando me propusieron hacer un filme sobre Martí yo dudé porque es algo que nunca se me había ocurrido y se trata de una figura demasiado grande», asegura Fernando Pérez. «Una vez que acepté me pregunté qué proyección podría dar yo de él hasta que me di cuenta que para hacer esta película debía ser una versión muy personal».
El director se ha decantado por un momento muy concreto de su vida: «Escogí la infancia y adolescencia porque es la etapa de formación de su carácter. Es una película muy mía. Por eso yo digo que no es una biografía aunque sí se basa en la historia y la respeta mucho. Es una visión subjetiva, mi interpretación de esa historia y ese hombre. De lo contrario hubiera hecho un documental», afirma.