TRAS 14 AÑOS ALEJADO DEL CINE, REGRESA A LA PANTALLA CON «YO SERVÍ AL REY DE INGLATERRA”

«Quería hacer una película que conservara el alma del texto
original y que a la vez la entendiera la gente que no había leído el libro,
algo que es difícil porque la novela es maravillosa”, ha señalado el director
checo Jiri Menzel en la presentación de última trabajo, «Yo serví al rey de
Inglaterra”, un filme que ha realizado tras catorce años apartado de la dirección
cinematográfica. Además de para presentar su film, que concursa en la Sección
Oficial del certamen, el cineasta ha recogido el Giraldillo de Honor en el
transcurso de una gala en el Teatro Lope de Vega. Este premio honorífico quiere
reconocer la trayectoria profesional de este cineasta que lleva más de 40 años
dirigiendo películas.

«Yo serví al rey de Inglaterra” narra las vivencias de Jan, un
joven camarero provinciano que quiere convertirse en millonario. Durante la
invasión alemana de 1930 Jan se enamora de una alemana orgullosa de su sangre
aria que morirá al poco tiempo dejándole una fortuna en sellos arrebatados a
los judíos. Sin embargo, el protagonista solo puede disfrutar de su fortuna
durante tres años: el nuevo régimen comunista lo encarcela 15 años. A la salida
de prisión, Jan es enviado a vivir a una decrépita ciudad fronteriza alemana
cuyos habitantes fueron expulsados tras la guerra. Sin embargo, la llegada de
una joven de clase obrera alterará su tranquilidad; la juventud y vitalidad de
esta chica traerán a la memoria del protagonista las aventuras amorosas que
vivió en su juventud.

El film, en el que se entrecruza la narración de su juventud
con la de su vejez, está basado en la novela «Yo serví al rey de Inglaterra”,
del escritor Bohumil Hrabal. La cinta contiene algunos tintes trágicos «ya que
la película perdería mucho quedándose sólo en la comedia”, ha explicado Menzel.
En este sentido, sobre el tono humorístico de la película, el director ha
confirmado que en su película hay un cierto homenaje al cine mudo y a los gags
de las películas de Charles Chaplin.RETORNO AGRADABLE

Sobre su vuelta al cine tras casi quince años de
inactividad, Menzel ha indicado que ha sido un retorno «muy agradable”. «Tampoco
he recibido tantas ofertas en este tiempo”, ha reconocido Menzel, «tenía
bastante trabajo en el teatro y tampoco me importaba”. Aún así, el director se
muestra satisfecho de su vuelta a la gran pantalla: «No se me había olvidado la
profesión, en todos estos años la había aprendido muy bien”  concluyó Menzel.