UN CRUCE DE FICCIÓN Y DOCUMENTAL QUE DIRIGE Ramón Alós con protagonismo de Enrico Vecchi y Juan M. Company

Enrico, el protagonista y narrador de la historia, es un joven director de cine que va desvelando la relación de Chomón con su hermano gemelo, nacido diez minutos antes que él. El misterio crece cuando algunos datos documentales sugieren que el hermano nunca existió realmente. A la vez, la película recorre los lugares en los que trabajó Segundo de Chomíon y muestra algunas de sus obras. El equipo ha rodado en Valencia, Teruel, Zaragoza, Barcelona, Madrid, Turín, Roma y París.
«Nada más leer el guión supe que tenía que participar en este proyecto. Me cautivó la historia y, además, el talento, el valor y el nivel de locura de Ramón Alós y Ana María Ferri, que deciden crear su propia productora cuando las demás están cerrando», dice el protagonista Enrico Vecchi. «Esta película es una apuesta por la calidad de un proyecto que desprende amor al cine por todos lados. Un himno a la imaginación, a la fantasía y a la libertad de inventar historias…y de creérselas con una ligereza digna de la seriedad de un juego entre niños”.
El director Ramón Alós explica: «Descubrí a Segundo de Chomón hace unos siete años. Recuerdo la sensación de asistir a un evento mágico. La idea de realizar un documental sobre él surgió espontáneamente, pero retrasé varios años la escritura del guión hasta encontrar una clave de lectura que fuera más allá de una simple sucesión de fechas. El proyecto está concebido en parte como homenaje, en parte como investigación casi policial y, sobre todo, como un espectáculo de efectos especiales de principios de siglo XX en el que mostraremos, además de la obra de Segundo de Chomón, alguna que otra sorpresa inédita hasta ahora”.
La productora Ana María Ferri cuenta que «conocer a mi socio Ramón Alós, leer su guión basado en la figura de Segundo de Chomón –a quien siempre he admirado–, y comenzar esta aventura con la creación de Bígaro Films, fue un cúmulo de casualidades sorprendentes. La increíble fuerza de la historia, la combinación de géneros y el riesgo –maravilloso– que implica una producción como ésta en los tiempos que corren, nos llevó a la búsqueda de un equipo que, comprometido con el proyecto, trabaja cada día para hacerlo realidad. El apoyo del ICAA, el Gobierno de Aragón y A Contracorriente Films han sido fundamentales para comenzar el rodaje”.