«Polvo», de Julio Hernández Cordón y «Arraianos», de Eloy Enciso, únicas presencias españolas del certamen helvético.

Esta noche el certamen suizo entregará su premio honorífico a la veterana actriz británica Charlotte Rampling durante la velada de inauguración en la Piazza Grande. Además, el público tendrá la oportunidad de asistir a un encuentro público con la actriz el 2 de agosto.
En su sección oficial «Concorso internazionale», el 65º Festival Internacional de Cine de Locarno cuenta con 19 filmes, entre los que figura la coproducción entre Guatemala, España, Chile y Alemania «Polvo», tercer largometraje de Julio Hernández Cordón, una historia personal que sucede mientras sus dos personajes protagonistas, Alejandra e Ignacio, sacan hacia adelante un documental sobre la Guerra Civil de Guatemala. Otro filme latinoamericano que compite es la coproducción entre México, Canadá y Holanda «Los mejores temas», de Nicolás Pereda.
En la sección oficial hay abundante presencia estadounidense, con títulos como «Compliance», de Craig Zobel, «Jack and Diane», de Bradley Rust Gray, «Somebody up There Likes Me», de Bob Byington, o «Starlet», de Sean Baker. De Europa proceden títulos como el austriaco «Der glanz des tages», de Tizza Covi y Rainer Frimmel, el suizo «Image Problem», de Simon Baumann y Andreas Pfiffner, el francés «La fille de nulle part», de Jean-Claude Brisseau, el italiano «Padroni di casa», de Edoardo Gabbriellini, la coproducción entre Portugal y Francia «A última vez que vi Macau», de João Pedro Rodrigues y João Rui Guerra da Mata, la coproducción entre Reino Unido, Alemania y Australia «Berberian Sound Studio», de Peter Strickland, la coproducción entre Reino Unido, Estados Unidos y Francia «Leviathan», de Lucien Castaing-Taylor y Verena Paravel, la coproducción entre Bélgica, Luxemburgo y Francia «Mobile Home», de François Pirot, la coproducción entre Austria y Estados Unidos «Museum Hours», de Jem Cohen, la coproducción entre Suiza y Canadá «The End of Time», de Peter Mettler, y la coproducción entre Francia, Estonia y Bélgica «Une estonienne à Paris», de Ilmar Raag. La lista se completa con dos películas orientales: la japonesa «Playback», de Miyake Sho, y la surcoreana «Wo hai you hua yao shuo», de Liang Ying.
El jurado que fallará los galardones lo presidirá el director tailandés Apichatpong Weerasethakul, y lo integrarán el productor y director estadounidense Roger Avary, el director coreano Im Sang-soo, la actriz y directora francesa Noémie Lvovsky, y el programador y guionista suizo Hans Ulrich Obrist.

En la sección competitiva «Cineastas del presente», reservada a primeros o segundos largos, se incluyen 15 filmes, entre los que figura «Arraianos», el segundo largometraje de Eloy Enciso, que se inspira en la obra teatral «O bosque», del escritor coruñés Jenaro Marinhas del Valle, y que se rodó en la frontera gallego-portuguesa durante los últimos cinco años. En este apartado abundan las presencias francesa, con títulos como «Les gouffres», de Antoine Barraud, «Les mouvements du bassin», de HPG, y «Orléans», de Virgil Vernier, y estadounidense, con «Ape», de Joel Potrykus, «Tectonics», de Peter Bo Rappmund, y la coproducción con China «People’s Park», de Libbie Dina Cohn y J.P. Sniadecki.
El jurado de esta categoría lo preside el director chadiano Mahamet Saleh Haroun, y lo integran también la actriz portuguesa Ana Moreira, el director estadounidense Alex Ross Perry, el productor suizo Luciano Rigolini, y el director malayo Ho Yuhang.
En cuanto a las multitudinarias proyecciones de la Piazza Grande, entre los 17 filmes que se exhibirán durante el festival (cuatro más se proyectarán en la antesala del evento), sobresalen el thriller británico «The Sweeney», de Nick Love, que se verá este miércoles en la jornada inaugural, «Magic Mike», de Steven Soderbergh, «Quelques heures de printemps», de Stéphane Brizé, o «No», del chileno Pablo Larraín. El cierre será con la coproducción entre Suiza, Alemania y Austria «More than Money», de Markus Imhoof.
El Festival dedica una retrospectiva a Otto Preminger, además ha creado una nueva sección «Histoire(s) du cinéma» y centrará su atención, en «Open Doors», en el cine del Africa subsahariana.