En 1976 estrenó su primera película, «El crimen perfecto», y en 1992 Televisió de Catalunya exhibió su serie animada «Dramagrama»

Krahn ejerció de guionista y realizador del estudio de animación Krahnfactory (una empresa que lleva ese nombre como un guiño a la gran industria del cine de animación actual), y es autor de más de cuarenta libros infantiles publicados en Estados Unidos, España, Venezuela y Chile. En 1976 estrenó su primera película, «El crimen perfecto», y en 1992 Televisió de Catalunya exhibió su serie animada «Dramagrama».
En España publicaba semanalmente en La Vanguardia desde hace años. Durante los años 60 publicó dibujos asiduamente en periódicos de Estados Unidos, como «The New Yorker» y «Esquire». «Su legado es enorme», ha destacado su hija Fernanda Krahn, que también recuerda su «carácter vital y alegre». «El humor siempre estaba presente en su vida y solo nos ha dejado buenos recuerdos».