LAURENCE BOSWELL CON LA COMPAÑÍA RAKATÁ LLEVA LA OBRA DE LOPE DE VEGA A LOS ESCENARIOS DE MADRID

Boswell, considerado especialista en el Siglo de Oro español ya que desde muy joven lleva trabajando este tipo de textos, primero en el Reino Unido y ahora en España, señaló que su preocupación ha sido en todo momento cómo dirigir «un verso complejo» en un idioma que no habla y saber cómo responderán los actores.
«Me di cuenta de que los dramaturgos ingleses y españoles emplean los mismos trucos y recursos y que son muchas más las cosas que les unen que las que les separan. Además comprobé que tampoco hay diferencias entre los actores españoles e ingleses», ha dicho. «Esta fusión especial ha sido muy refrescante para mí y me ha hecho sentirme útil», agrea.
Boswell habla como una «gran familia» que la compañía Rakatá ha reunido para la ocasión, «una enorme compañía que representa varias generaciones de actores», dice señalando la presencia de Alberto Jiménez y Lidia Otón y del veterano Gerardo Malla.
La conexión de este obra con el siglo XXI es muy clara para Boswell: «Lope de Vega explora una dinámica, no está escribiendo un panfleto. Mira los conflictos en las relaciones que todos tenemos y elige dilemas humanos sencillos y profundos que le dan pie para construir grandes personajes. En el caso de ‘Fuenteovejuna’ el conflicto está en los individuos. ¿Qué me debo a mi mismo y qué debo a la comunidad?», explica.
Trasladado al mundo actual, esta reflexión lleva al director británico a señalar que si se apoya «el egoísmo» frente a la solidaridad o puesta en común de las soluciones, las cosas irán mal. «El G-20 se ha reunido en Inglaterra no sólo para hacerse la foto. Nuestro sistema financiero ha caído y estamos destruyendo la naturaleza. El mundo debe entender que ha de trabajar en comunidad. Si no nos damos cuenta de ello habrá más problemas», indica recordando que Lope trabaja precisamente con esta idea: «las acciones individuales y colectivas».
Para el actor Alberto Jiménez, que encarna en papel de Fernán Gómez, el comendador, este montaje destaca por el «sentido de la espectacularidad» de la puesta en escena. «Creo que aquí Lope de Vega se descubre como el Steven Spielberg del Siglo de Oro» dijo elogiando la dirección de Boswell que ha puesto su experiencia «al servicio de lo que Lope quiere contar».