FUE UNA DE LAS INTÉRPRETES DEL CINE ESPAÑOL DE DESTAPE DE FINALES DE LOS AÑOS 70, Y EN LOS ÚLTIMOS AÑOS FUE TAMBIÉN GUIONISTA Y DIRECTORA

Aunque Lina Romay murió el pasado 15 de febrero, hasta hoy no se ha conocido la noticia. Su especialidad era interpretar sangrientas condesas que acechaban los poblados góticos europeos en busca de sangre virgen.
Su filmografía es impresionante, destacando títulos como «Female Vampires», «La maldición de Frankenstein», «La Fille de Dracula», «Los ojos siniestros del Dr. Orloff», «La noche de los asesinos», «Doriana Dray», «Las poseidas del diablo», «El Sádico de Notredame», «El Canibal», «La tumba de los muertos vivientes», «Sola ante el terror», «Sangre en los zapatos», «Los crimenes de la casa Usher», «La mansión de los muertos vivientes», «Los depredadores de la noche», «Lady Frankenstein», «Vampire Blues», «Vampire Junction», Incubus y muchas más. Lina Romay gambién fue guionista e incluso directora.
Su nombre artístico era un homenaje a Elena Romay, cantante neoyorquina de padres mexicanos.