Según el Presidente de la Academia Británica, es una de las actrices más sobresalientes de su generación, con una carrera que es testamento de su determinación, dedicación y habilidades

La actriz inglesa, recibirá el prestigioso galardón en la ceremonia de entrega que se celebrará el próximo 16 de febrero en la Royal Opera House en Londres, un premio honorífico a una carrera increíblemente exitosa. Es un honor que comparte con otros galardonados de este premio en el pasado como Steven Spielberg («Lincoln»), Judi Dench («Philomena») o Alfred Hitchcock («Psicosis»).
No es el único BAFTA que tiene la actriz, pues su papel televisivo como la detective Jane Tennison en la serie «Una mujer de acero» le reporto hasta tres de estos galardones en el pasado. Como muchos de los actores ingleses, Mirren comenzó su carrera en el teatro, donde forjo una disciplina férrea, y una capacidad de trabajo interpretando a los clásicos.
Sus inicios fueron en el National Youth Theatre de Londres, interpretando a Cleopatra, después vendrían «Troilo y Crésida» y «Macbeth», para la Royal Shakespeare Company para en 1972 incorporarse a la compañía teatral del afamado director Peter Brook con la que salió de gira por todo el mundo.
Su carrera en el cine no empezó hasta «Corazones en fuga», de Michael Powell, pero el papel que la hizo saltar a la fama llegó con «El largo Viernes Santo», de John Mackenzie, coprotagonizada por Bob Hoskins.
A partir de aquí, muchas interpretaciones memorables y muchos reconocimientos en formas de premios, para una mujer distinguida que ha sabido mantener siempre una tremenda elegancia en películas tan recocidas como «Excalibur» de John Boorman («El sastre de Panamá»).
La protagonista del thriller irlandés dirigido por Neil Jordan «Cal», por el que recibió el premio a Mejor Actriz durante el festival de Cannes de 1984, ha sido definida por el presidente de la academia Británica, John Willis, como: «Una de las actrices más sobresalientes de su generación, con una increíble y exitosa carrera que es testamento de su determinación, dedicación y habilidades».
Su primera nominación a los Oscars llego con la interpretación de la Reina Carlota en «La locura del Rey Jorge», y aunque en esta ocasión se le escapo la estatuilla, si que fue reconocida como Mejor actriz del Festival de Cine de Cannes. Su segunda candidatura al Oscar le llegaría con el papel de ama de llaves de «Gosford Park», dirigida por Robert Altman, pero no fue hasta la tercera nominación y en el papel de la Reina Isabel en «La reina (The Queen)», cuando logró llevarse la preciada estatuilla a casa, consiguiendo con este premio convertirse en una de las pocas actrices que ha conseguido ganar los 4 premios principales dentro de la industria del cine, por el mismo papel: El Oscar, el BAFTA, el Globo de Oro, y el Premio del Sindicato de Actores.
Ha destacado en papeles tan notables como los de los dramas «En el hombre del hijo», «La costa de los mosquitos» o «Excalibur», comedias de lo mas divertidas como «Las chicas del Calendario» que le valieron un Globo de Oro en 2003, dramas de espías como «La deuda» con Tom Wilkinson y Jessica Chastain, y apariciones en películas tan diferentes como «Shakespeare enamorado» o «El cocinero, el ladrón, su mujer y su amante», han convertido a la actriz, que fue ordenada Dama del Imperio Británico en 2003, en uno de los valores más solidos del panorama cinematográfico, y en garantía de éxito para las producciones en las que participa.