LA MUJER DE TOM CRUISE SE ESTRENA EN EL TEATRO CON «TODOS ERAN MIS HIJOS”

El clásico de Miller, un drama familiar sobre un corrupto empresario y patriarca, que está dirigido por Simon BcBurney, acaba de iniciar sus primeras representaciones abiertas al público neoyorquino. La obra brinda la oportunidad a Holmes, después de saltar a la fama gracias a la televisión y al cine, de probar suerte en el teatro rodeada de un elenco de rostros conocidos.
«Todos eran mis hijos”, cuyo nuevo montaje se estrenará oficialmente el próximo 16 de octubre, llegó a los teatros neoyorquinos en 1947 de la mano del director Elia Kazan y cuenta la historia de un hombre que, durante la Segunda Guerra Mundial, vendió deliberadamente al ejército de EE UU piezas de aviones en mal estado, que hicieron estallar los aparatos y mataron a veintiún soldados.
Katie Holmes se pone en la piel de Ann Deever, una joven a cuyo padre han culpado por el delito cometido por otro hombre, que además está a punto de convertirse en su suegro. Junto a la actriz figuran en el reparto Dianne Wiest (ganadora de dos premios Oscar por «Hannah y sus hermanas” y «Balas sobre Broadway”), John Lithgow, y Patrick Wilson, que ha triunfado en musicales como «The full monty” u «Oklahoma!” y en películas como «Juegos secretos”.