LA PELÍCULA DE ANDREA MOLAIOLI SE IMPONE A «CAOS CALMO”, LA GRAN FAVORITA

La cinta de Andrea Molaioli también se ha alzado con los
galardones de mejor guión, mejor producción, mejor montaje, Giogio Franchini;
mejor fotografía, mejor sonido, mejores efectos especiales y mejor actor,
otorgado a Toni Servilo.

Frente al triunfo de «La ragazza del lago”, la gran
perdedora este año ha sido «Caos Calmo”, de Antonello Grimaldi, protagonizada
por Nanni Moretti, que contaba con 18 candidaturas y sólo ha obtenido tres
premios. De la interpretación de Moretti se había hablado poco en Italia, donde
los medios de comunicación han dado todo el protagonismo a la escena de sexo
con su compañera de reparto Isabella Ferrari, pero aún así contaba como uno de
los principales candidatos. Esos tres David de Donatello han sido los de mejor
actor secundario para Alessandro Gassman, mejor música (Paolo Buonvino), y
mejor canción original, «L’amore trasparente”, de Ivano Fossati.

La mejor actriz protagonista ha sido Margherita Buy por su
papel en «Giorni e nuvole», de Silvio Soldini, y mejor actriz
secundaria Alba Rohrwacher por la misma película. El español Eduardo Crespo no
ha conseguido el David de Donatello al mejor montaje, al que optaba por su
participación en el filme «Il vento fa il suo giro”, de Giorgio Diritti.

La entrega de premios de esta 52 edición de los premios
David de Donatello se ha celebrado este viernes en una ceremonia en el
Auditorio Conciliazione de Roma. Durante la gala se concederá además el premio
a toda una carrera a Luigi Magni, de 80 años, director de «Secondo Poncio
Pilatos” o «Escipión, el africano”, y recibieron un galardón especial los
cineastas Carlo Verdone y Grabriele Muccino.