Segunda generación de la empresa familiar, dedicó su vida profesional a vestir el mundo del espectáculo

Fundada en 1920 por Humberto Cornejo, la empresa es una de las casas de alquiler de vestuario más importante a nivel mundial y su pericia con la aguja ha sido demandada por los más importantes figurinistas y diseñadores de vestuario para confeccionar los trajes para sus producciones, especialmente trajes de época para cine, teatro y televisión. Un saber hacer que ha sido galardonado con premios Oscar, Goya, Cesar y Bafta al Mejor Vestuario.

En sus años al frente de la empresa familiar, Vicente Cornejo vivió la llegada de los estudios de Hollywood a España en la década de los cincuenta, con rodajes de superproducciones como «Alejandro Magno», «Orgullo y pasión» o «Salomón y la Reina de Saba». La familia Cornejo se convirtió en la sastrería de referencia para las producciones cinematográficas, realizando el vestuario de películas como «Lawrence de Arabia», «El Cid», «55 días en Pekín» o «Por un puñado de dólares» en la década de los años 60. a «Gladiator» (2000) y «Maléfica» (2014)

En los últimos años, de la casa Cornejo salieron los ropajes de películas como la española «Blancanieves» (Goya al Mejor Vestuario) o «El artista y la modelo» en España y superproducciones internacionales como «Gladiator», «Blancanieves y la leyenda del cazador», «Ana Karenina», «Los Miserables», que se llevó el Oscar al Mejor Vestuario en 2013 o «Exodus», cuyo vestuario fue objeto de una exposición en el Museo del Traje de Madrid. Además sirvió el vestuario a las series «Juego de Tronos» o la española «El ministerio del Tiempo».