EL JUEGO DE HOLLYWOOD

    1
    Titulo original: The Player
    Año: 1992
    País: EE.UU.
    Duración: 124 min.
    Dirección: Robert Altman
    Guión: Michael Tolkin, basado en su propia novela.
    Música: Thomas Newman. Temas musicales: Snake, interpretado por Kurt Neumann, Drums of Kyoto, interpretado por Kurt Neumann, Precious, Tema para Jobin, interpretado por Joyce y Milton Nascimento y Entertainment Tonight.

    Intérpretes

    Tim Robbins, Greta Scacchi, Fred Ward, Whoopi Goldberg, Peter Gallagher, Brion James, Cynthia Stevenson, Vincent D'Onofrio, Dean Stockwell, Richard E. Grant, Sydney Pollack, Lyle Lovett, Dina Merrill, Angela Hall, Leah Ayres, Paul Hewitt, Randall Batinkoff, Jeremy Piven, Gina Gershon, Frank Barhydt, Mike E. Kaplan, Kevin Scannell y Margery Bond.

    Sinopsis

    Griffin Mill (Tim Robbins) es un joven ejecutivo de Hollywood que recibe docenas de tarjetas postales de un enfurecido y desconocido guionista que amenaza con matarle porque no le llamó con relación a su idea para una película. Pero hay también otra cosa que preocupa a Mill: ha oído el rumor de que un ejecutivo rival, en este caso un tal Lerry Levy (Peter Gallagher) será contratado pronto por el estudio, poniendo así en peligro su trabajo. Y tal y como le indica su abogado, los rumores siempre son ciertos. Y cierto es que el director del estudio, Joel Levinson (Brion James), le da la bienvenida a Levy. Mill amenaza con dimitir, pero Levinson le convence de que es interesante que trabaje con Levy. Además, según le indica Levinson, a Mill no le queda más remedio, ya que su contrato no expira hasta dentro de un año y medio. Después de recibir otra tarjeta postal amenazadora, se dedica a rebuscar en su archivo de llamadas telefónicas sin contestar. Aparece el nombre de un guionista una y otra vez, David Kahane (Vincent D’Onofrio). Convencido de que es él quién le amenaza, Mill telefonea a Kahane y habla con su novia June (Greta Scacchi). Ella le informa que Kahane se ha ido a Pasadena para ver El ladrón de bicicletas, un clásico del neorrealismo italiano. Mill localiza a Kahane en el cine y, para apaciguarle, le ofrece un empleo. Pero Kahane rechaza la oferta, considerándola un acto más de hipocresía y falta de honradez de Hollywood. Los dos hombres discuten, se inicia una pelea y Mill, sin querer, mata a Kahane. En un intento de eliminar pistas, Mill coge el reloj y la cartera de Kahane y se marcha. Al día siguiente Mill recibe la visita del jefe de seguridad del estudio, Walter Stuckel (Fred Ward). Al principio, Mill niega conocer a Kahane. Pero Stuckel le informa que la policía de Pasadena sabe lo de su encuentro con Kahane la noche anterior. La policía cree que a Kahane le mataron para robarle el reloj y la cartera y, ya que Mill podría ser la última persona que le vio con vida, quiere hablar con él. Mill no tie

    Comentario

    Película que marcó el reencuentro de Robert Altman con la gran industria de Hollywood, que le discriminó durante varias décadas, dejándole reducido al mundo de los cineastas independientes, y que aquí, de alguna manera, ajusta cuentas con la Meca del cine a través de la peripecia personal de un joven y arribista ejecutivo de Hollywood que decide cada día el contenido de los productos manufacturados en la fábrica de sueños. Paradojicamente esta empresa, que tenía mucho de suicida, recibió el reconocimiento de la crítica y la bendición del público, propiciando una nueva etaepa en la carrera del recuperado director, que derrocha humor, inteligencia y muy mala uva en todo un ejercicio de autocrítica de Hollywood consigo mismo. La película contiene apariciones de muchos actores de Hollywood interpretándose a sí mismos: James Coburn, Robert Carradine, Karen Black, Cher, John Cusack, Peter Falk, Brad Davis, Felicia Farr, Louise Fletcher, Steven Allen, Harry Belafonte...