GRAN BOLA DE FUEGO (1989)

    3
    Titulo original: Great Balls of fire
    Año: 1989
    País: EE.UU.
    Duración: 108 min.
    Dirección: Jim McBride.
    Guión: Jack Baran y Jim McBride basado en el libro de Myra Lewis y Murray Silver Jr.
    Música: Jerry Lee Lewis. Temas musicales: Crazy arma, interpretado por Jerry Lee Lewis, Whole latta shakin’ goin’ on, interpretado por Jerry Lee Lewis, I’m throwing rice at the girl that I love, interpretado por Jerry Lee Lewis, Great balls of fire, interpretado por Jerry Lee Lewis, Breathless, interpretado por Jerry Lee Lewis, High school confidential, interpretado por Jerry Lee Lewis, That Lucky old sun, interpretado por Jerry Lee Lewis, Real wild child (Wild one), interpretado por Jerry Lee Lewis, Big leggend woman, interpretado por Booker T. Laury, Honey don’t, interpretado por Carl Perkins, Raunchy, interpretado por Bill Justis, Rudolph the red nosed reindeer, interpretado por Gene Autry, Rudolph the red nosed reindeer, interpretado por Johnny Marks, Whoole lotta shakin’ goin’on, interpretado por Valerie Wellington, Lover, interpretado por Les Paul y Mary Ford, Teddy Bear, interpretado por Elvis Presley, Rocket 88, interpretado por Jackie Brenston, As you desire me, interpretado por Bill Doggett, Beat guitar, interpretado por The Wailers, Patricia, interpretado por Pérez Prado y su orquesta, Singing and swingin’ for me, interpretado por Bill Boyd’s Cowboy Ramblers, Happy organ, interpretado por Dave Baby Cortez, Tara’s Theme, de la película Doctor Zhivago y Last Night, interpretado por The Mar-Keys.

    Intérpretes

    Dennis Quaid, Winona Ryder, John Doe, Stephen Tobolowsky, Trey Wilson, Alec Baldwin, Steve Allen, Lisa Blount, Joshua Sheffield, Mojo Nixon, Jimmie Vaughan, David Ferguson, Robert Lesser, Lisa Jane Persky, Paula Person, Valerie Wellington, Booker T. Laury, Michael St. Gerard, Carol Russell, Crystal Robbins, Tav Falco, Ryan Rushton y Bert Dedman.

    Sinopsis

    Dos primos de nueve años, Jerry Lee Lewis (Dennis Quaid) y Jimmy Lee Swaggart (Alec Baldwin) están profundamente absortos en el fervor religioso que se siente en su iglesia de Ferriday, Louisiana. Mientras Jimmy Lee siente el éxtasis de Dios, a través de las ráfagas de cantos de su pastor, Jerry Lee queda deslumbrado por la destreza musical del pianista, el hermano January. Pronto se le conocería por el apodo de The Killer. En 1956, Jerry Lee Lewis se traslada a Memphis, Tennesse, con el fin de aprovechar su máximo fervor y divino talento. Mientras su mano derecha tocaba goldspell, la izquierda tocaba rhythm and blues. Juntas desencadenarán una serie de éxitos, como Whole Lotta Shakin Goin’ On, Great Balls of Fire y Breathless, que jugaron un papel fundamental en el desarrollo del rock and roll. Cuando Jerry Lee los acordes con los pies los fans del rock enloquecen pidiendo más. Al finalizar una de sus actuaciones, le prende fuego al piano y los asistentes, entusiasmados, asaltan el escenario. Jerry mantiene relaciones con su prima segunda Myra Gail Brown (Wynona Ryder), de 13 años, siendo obligado por sus padres a casarse con ella. Su luna de miel la combina con una gira relámpago por Inglaterra, provocando tal escándalo que casi acaba con la carrera de The Killer. El matrimonio dura 13 años y no fue nada escandaloso, pero fue suficiente para descarrilar la carrera de Jerry en 1958. Expulsado de Inglaterra, donde cancelaron su gira el mismo día que se inició, no pudo conseguir otra canción de éxito hasta 1961, con su versión de Whart’d I Say, de Ray Charles.

    Comentario

    Una biografía del rockero Jerry Lee Lewis, que escandalizó a la América de los 50 y 60 con sus comportamientos fronterizos, con su revolucionaria música, con su adicción a todo tipo de drogas y con sus excentricidades, muchas de ellas anatema para las inmaculadas conciencias estadounidenses, que nunca le perdonaron que se casara con una menor y que, además, era su sobrina... Entre estas y otras historias transcurre esta película dirigida por Jim McBride, director que se inició dentro del cine independiente americano responsable de títulos como Calientes 16 años y Sin aliento. Dennis Quaid se endurece como actor en este trabajo y logra lo que pocos consiguen: que el espectador asocie su rostro con el de la persona a la que representa... Un más que recomendable título en el que la música no es comparsa sino núcleo que vertebra la historia, además de vehículo para hilar una fina crítica contra la industria discográfica americana, el principal enemigo que tuvo Jerry Lee Lewis, aquel que dijo una vez aquello de si tengo que ir al infierno, lo haré tocando el piano.