HABÍA UN PADRE

    3
    Titulo original: Chichi Ariki
    Año: 1942
    País: Japón
    Duración: 94 min.
    Dirección: Yasujiro Ozu.
    Guión: Tadao Ikeda, Yasujiro Ozu y Takao Yanai.
    Música: Kyoichi Saiki.

    Intérpretes

    Chishu Ryu, Shûji Sano, Shin Saburi, Takeshi Sakamoto, Mitsuko Mito, Masayoshi Otsuka, Shinichi Himori, Haruhiko Tsuda, Kanji Kawara y Yûsuke Kurata.

    Sinopsis

    En una ciudad de provincia, un profesor viudo vive una vida modesta con su único hijo. En un viaje escolar, un alumno se ahoga en un lago. El profesor asume la responsabilidad del accidente y debe dimitir. Abandona la ciudad con su hijo para trasladarse a su población natal. Durante el viaje, padre e hijo discuten sobre la vida, de su futuro. Se establece una relación al mismo tiempo cercana y distante entre ellos. Un día, mientras pescan juntos, el padre anuncia a su hijo que lo envía a estudiar a un colegio internado y que de ahora en adelante vivirán distantes el uno del otro. Años más tarde, el padre trabaja en Tokio y el hijo es maestro. Se encuentran y pescan juntos. El hijo anuncia al padre su marcha a la guerra.

    Comentario

    Una de las películas más famosas del director japonés Yasuhiro Ozu, uno de los grandes maestros del cine nipón, firme defensor de la cámara estática y de las composiciones meticulosas donde ningún actor dominase la escena. La desintegración de la familia, el sacrificio y la devoción de un padre en la cerrada sociedad japonesa de antes de la Segunda Guerra Mundial son los temas en los que se centra Ozu, en una auténtica joya del cine de todos los tiempos, una película llena de elipsis y emociones.