REBECA (1940)

    2
    Titulo original: Rebecca
    Año: 1940
    País: EE.UU.
    Duración: 130 min.
    Dirección: Alfred Hitchcock
    Guión: Philip MacDonald y Michael Hogan, basado en la novela homónima de Daphne du Maurier.
    Música: Franz Waxman Tema musical: "Love`s Old Sweet Song (Just a Song at Twilight)"

    Intérpretes

    Laurence Olivier, Joan Fontaine, George Sanders, Judith Anderson, Nigel Bruce, Reginald Denny, C. Aubrey Smith, Gladys Cooper, Florence Bates, Melville Cooper, Leo G. Carroll, Leonard Carey, Lumsden Hare, Edward Fielding, Philip Winter, Forrester Harvey, Billy Bevan, Egon Brecher, Gino Corrado, Alfred Hitchcock, Leyland Hodgson, Alphonse Martell, William H. O`Brien y Ronald R. Rondell.

    Premios

    Oscar a la Mejor Película y a la Mejor fotografá en blanco y negro. Nominada al Oscar al Mejor Principal (Lawrence Olivier), a la Mejor Actriz Principal (Joan Fontaine), a la Mejor Actriz Secundaria (Judith Anderson), al Mejor Director, a la Mejor Dirección Artística en blanco y negro, a los Mejores Efectos Especiales, al Mejor Montaje, al Mejor Guión y a la Mejor Música.

    Sinopsis

    Maximilian De Winter (Laurence Olivier), aristócrata inglés, ha perdido a su esposa, Rebeca De Winter, en un desgraciado accidente siendo encontrada junto a la costa. Viaja a Montecarlo con el ánimo de sobreponerse a lo sucedido. Allí conoce a una joven (Joan Fontaine), empleada por una señora, Mrs. Van Hopper (Florence Bates), como dama de compañía. Los dos se enamoran y se casan rápidamente. Cuando se instalan en Manderley, la mansión de Maxim en Cornualles (Inglaterra), la joven esposa llega pensando en dar comienzo a su feliz matrimonio, pero empieza a darse cuenta de que la sombra de la anterior señora De Winter sigue presente en todas las estancias de la casa, en su ama de llaves señora Danvers (Judith Anderson) y también en los pensamientos de su esposo.

    Comentario

    “Anoche soñé que había vuelto a Manderley”, frase con la que se inicia el filme y que es todo un icono de citas cinematográficas. Una gran obra maestra, primera película de Hitchocock en Hollywood, una producción de David O. Selznick, adaptación de una novela de Daphne du Maurier. Es un melodrama psicológico con elementos de suspense, sobre una mujer de compañía que se casa con un noble atormentado por el recuerdo de su primera esposa. Al contrario de lo que sucede con la mayoría de los filmes americanos del director, el lenguaje visual se encuentra esta vez supeditado a la fuerza de los diálogos y el recurso de la voz en off. El suspense parte del conflicto psicológico de los personajes, creando un ambiente soterrado a partir del recuerdo de una persona muerta en misteriosas circunstancias. Laurence Olivier y Joan Fontaine asumieron los roles del matrimonio De Winter, estando magníficamente secundados por George Sanders y Judith Anderson, esta última insuperable en su composición de la enigmática ama de llaves de la gran mansión de Manderley. A Hitchock se le ve pasando por detrás de una cabina. Como anécdota, la fuerza de la película fue tal en España que su título dio nombre al tipo de chaquetilla que luce Joan Fontaine (de cuyo personaje nunca se dice su nombre) en muchos momentos.