La hija mayor del actor hace estas terribles revelaciones en sus memorias, «Boca de niña»

En una entrevista con la revista tedesca «Stern», a la venta mañana, Pola dice que «mi padre no se daba cuenta que, aunque niña, me resistía y gritaba. No le importaba. Yo decía ¡no quiero, no quiero! Simplemente tomaba lo que deseaba. Toda mi niñez la viví bajo el terror a mi padre y jamás le he podido ver como el actor legendario que fue».
«Cuando veía sus películas, jamás sentía nada. El violaba sistemáticamente a todos los que le rodeaban. jamás respetó al resto de seres humanos».
El protagonista de «Lo importante es amar» murió en 1991 y pasó a la historia por «Fitzcarraldo», «Nosferatu, el vampiro» o «Aguirre, la cólera de Dios», todas dirigidas por Herzog. El actor tenía mala fama en su patria por sus ataques de ira, que Herzog filmó para el documental «Mi enemigo favorito». Pola confiesa que ha escrito su autobiografía porque está harta de las alabanzas a su padre. «No lo podía aguantar. ¡Tu padre, el genio! ¡Siempre me gustó! Y la idiolización creció tras su muerte. Es mi momento».