CLAUSURA EL CERTAMEN ESTE SÁBADO CON UN HOMENAJE A SERGIO LEONE Y AL SPAGHETTI-WESTERN Y LAMENTA QUE EL CINE DIGITAL SE HAYA IMPUESTO AL CELULOIDE

Tarantino, a pesar de no competir en la edición de este año, ha hablado con periodistas y críticos de cine antes de la proyección de «Pulp Fiction», que ganó la Palma de Oro hace 20 años, en la noche de este viernes. «El hecho de que la mayoría de las películas de ahora no se presenten en 35mm significa que la guerra está perdida», ha dicho el director de éxitos como «Reservoir Dogs» o «Django Desencadenado». Los formatos y distribución digitales han barrido el mundo del cine, en gran parte debido a su coste. La mayoría de las películas en Cannes ahora se proyecta de esa manera.

Pero los aficionados todavía cantan las alabanzas de los rollos de película de la vieja escuela, de la misma manera que los aficionados a la música se aferran a sus discos de vinilo sobre los discos compactos. «Las proyecciones digitales, es sólo televisión en público. Y al parecer todo el mundo está de acuerdo con la televisión en público, pero lo que conocía como cine está muerto», ha dicho Tarantino. «Tengo la esperanza de que estemos pasando por un período romántico mareado con la facilidad de la tecnología digital y espero que, si bien esta generación está completamente perdida, la próxima exija lo auténtico», agregó.
A pesar de todo el director, conocido por la energía y la violencia de sus películas, ha reconocido que lo digital tiene algunas ventajas: «El lado bueno de la tecnología digital es el hecho de que un joven cineasta puede comprar un móvil y si tiene la tenacidad suficiente… realmente puede hacer una película», ha asegurado. Antes de la llegada de lo digital, las barreras para conseguir hacer una película eran tan grandes que conseguirlo suponía enfrentarse a un «monte Everest que la mayoría de nosotros no podía subir».

«¿Pero por qué un cineasta establecido graba en digital?, no tengo ni puta idea», ha agregado Tarantino. El director afirma que tiene una colección «bastante amplia» de 35mm en su casa y una de 16 mm incluso más grande, «y las pongo todo el tiempo, siempre estoy viendo películas».

«Una de las cosas buenas de mi vida, ya que me ha ido bastante bien en el cine, es que me proporcionó la oportunidad de vivir la vida casi como un académico, y por eso mi sensación es que estoy estudiando para mi cátedra en la historia de cine mundial y el día que me muera será el día de mi graduación».

Los periodistas también le preguntaron a Tarantino sobre su victoria en Cannes en 1994 con ‘Pulp Fiction’. «Ganar la Palma de Oro a día de hoy, en lo que se refiere a premios, es mi mayor logro. De todos los trofeos que he ganado es el que tiene lugar de honor en mi casa, de hecho es del que me gustaría ganar otro, algún día, antes de que se apagan las luces».

Una idea que ahora intriga a Tarantino es convertir «Django Desencadenado», protagonizada por Jamie Foxx y Leonardo DiCaprio, en una miniserie de cuatro partes para televisión, utilizando imágenes inéditas.